SuperHandball Magazine en MLA
Handball Internacional 2/5/2007

Alemania se llevó todos los premios

Enviar Artículoenviar artículo

Luciano Emanuel Giliberti

La temporada europea masculina 2006/2007 llegó a su conclusión este fin de semana con las definiciones de sus tres competencias más importantes de clubes, que tuvieron a equipos alemanes como amplios dominadores. La final de la Champions League estuvo protagonizada íntegramente por conjuntos germanos y el ganador fue el THW Kiel al imponerse como local en el encuentro de ida al SG Flensburg-Handewitt por 29-27. El SC Magdeburg cayó 31-28 contra el Ademar León español y se llevó la Copa EHF por mejor diferencia de gol. Por último, el Hamburgo se quedó con la Recopa luego de ganarle 37-33 al CAI Aragón de España.

Ante un aforo colmado con 10.300 personas, las Cebras destronaron al última campeón Ciudad Real y volvieron a dejar con las ganas al SG Flensburg-Handewitt que también había caído en la definición del año pasado. De esta forma, el actual bicampeón de la liga alemana conquistó por primera vez el máximo trofeo continental y recuperó el título que los teutones obtuvieron por última vez en 2002 con el SC Magdeburgo.

Gracias a la igualdad en 29 obtenida en el encuentro de ida, el THW Kiel, actual puntero de la liga local, quedó mejor posicionado de cara choque de vuelta y tenía todas las de ganar. Los flamantes campeones tuvieron en el francés Nikola Karabatic (¿el mejor jugador del mundo?) una de las grandes claves para quedarse con la Liga de Campeones. Otros jugadores importantes fueron Kim Andersson y Vid Kavticnik. Así, extendieron los festejos que comenzaron hace 15 días cuando obtuvieron la Copa de Alemania.

Las estadísticas finales de la competencia indican que el THW Kiel en su campaña europea cosechó 10 triunfos, 2 caídas y 2 empates. Como si esto fuera poco, tuvieron en Karabatic al máximo goleador de la competencia con 89 conquistas. En este rubro también sobresalió Eric Gull, que terminó en la cuarta posición con 79 goles para el CB Valladolid.

A pesar de haber perdido como visitante, el Hamburgo pudo levantar la Recopa a causa del triunfo que obtuvieron en casa (28-24). El partido tuvo un trámite muy ajustado y recién en los últimos minutos el Ademar marcó un poco las diferencias, pero no fue suficiente para obtener su segundo campeonato a nivel internacional.

El SC Magdeburg, por su parte, festejo la Copa EHF en su casa después de llevarse con cierta holgura su enfrentamiento ante el CAI Aragón. En la previa, los teutones eran los candidatos y en la cancha confirmaron su condición. Por segunda temporada consecutiva, una institución alemana se lleva este trofeo. En 2006, el campeón fue el TBV Lemgo.

Junto con el título del mundo logrado en casa este año, Alemania cierra una temporada de ensueño. Además de ser los inventores del handball, los germanos tienen una extensa tradición en este deporte. Pero por sobre todo cuentan con algo muy importante para mantenerse en la cima durante tanto tiempo y que escasea por estás latitudes: organización.

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados