SuperHandball Magazine en MLA
LIGA De HONOR CABALLEROS 24/9/2013

Ferro tropezó con Quilmes

Enviar Artículoenviar artículo

s.peñaloza@superhandball.com.ar

Por la sexta fecha del torneo Metropolitano Clausura 2013, Ward y Ballester ganaron sus partidos para seguir bien arriba. Con la caída de Ferro, Polvorines se instaló en el tercer puesto del torneo.



Ballester volvió a ser Ballester

El equipo de Elio Fernández goleó 33-25 a un Lomas que venía de vencer muy ajustadamente a Unlu. De esta manera, los de José León Suárez quedaron como únicos punteros del campeonato.

Con un comienzo de partido muy parejo y con buenos rendimientos de ambos lados, el entretiempo llegaba con un ventaja de +3 para el visitante: 12-15. Matías Scovenna, uno de los pilares del equipo, nos comentó su visión desde adentro del 40x20: “Arrancamos marcando 6-0 y ellos con una 5-1 casi 3-2-1. Comenzamos bien, con una buena diferencia. Creo que ellos fueron prolijos y ordenados, pero nosotros logramos despegarnos con la buena defensa y el contragolpe. Volvimos a ser lo que éramos en el primer semestre, con esa intensidad defensiva y una salida rápida”.

Por el lado de Lomas, Juani Dalesio, su entrenador, nos explicó por dónde pasó el encuentro: “Ballester nos jugó como lo hacen ellos. Mucho de contra y nos costó acomodarnos. Habíamos sufrido la lesión en el tobillo al comienzo de Hernán Dri, quien es un jugador importante”.

Para los últimos treinta minutos, Scovenna fue claro: “Sacamos una mayor diferencia y la pudimos mantener todo el partido. Fue un encuentro bien jugado, con buenos ataques y fluidez”. Para Dalesio, quien contó con un gran partido de Emiliano Villaverde y de Matías Fortunati (junior), el gran recambio de jugadores que tiene SAGVB en cada partido es un detalle más que determinante a lo largo de lo sesenta minutos: “Jugar contra un equipo así, te obliga a cambiar varios jugadores. Ellos están frescos todo el partido y casi no tienen desgaste. Pero estamos contentos por la primera parte, que les jugamos casi de igual a igual”.



Ward se llevó tres puntos importantes

Ward ganó por 29-20 un encuentro en donde visitaba a un equipo que no estaba teniendo un buen presente como lo es Dorrego. Sin embargo, el local se hizo fuerte y le complicó las cosas al puntero.

Solamente decir que el primer tiempo llegó con un empate en 13, ya es algo a destacar. “Ellos habían tomado una ventaja de 7-4, logramos empatar 8 iguales y fue todo el primer tiempo gol a gol hasta el 13-13 final”, sostuvo Hernán Siso, DT de Dorrego.

Enfrente, quien dejó sus palabras fue Martín Horak, uno de los jugadores importantes del ganador: “Arrancamos sacando una diferencia de tres o cuatro goles pero se emparejó y fue gol a gol. Nos quedamos en ataque y ellos tampoco eran claros”.

Ya en la segunda parte, el visitante afinó su máquinaria y pudo sacar el partido a su favor: “Ajustamos la defensa con el ingreso de Alejo Smalc, quien pasó como avanzado de la 5-1, y pudimos despegarnos. Esto nos permitió encontrar rápidos goles de contra”, explicó Horak, mientras que Siso destacó: “Erramos muchos, tuvimos algunas exclusiones y la experiencia de ellos nos definió el encuentro”.



Polvorines ganó y quedó tercero

Polvorines viene paso a paso y con esta victoria por 29-22 como local ante Unlu, pudo quedar en el podio junto a Ward y a Ballester.

"Comenzó siendo muy parejo como todos los encuentro ante ellos. Tienen buenos jugadores. La salida de su técnico no creo que les haya afectado”, comentó el extremo Matías Benedettí, una de las figuras del local. Polvorines no había comenzado bien mientras que los de San Fernando empezaban haciendo las cosas correctamente: “Defendimos mucho al comienzo y atacamos muy bien. A ellos les costaba atacar y nosotros estábamos siendo muy efectivos”, manifestó Mauro Mignorance, extremo izquierdo de Unlu.

Pero todo se dio vuelta en el último tiempo: “Fue muy cerrado hasta los últimos diez minutos. Hubo demasiadas exclusiones para ambos lados y a lo largo del partido, eso complica a todos. La clave fue que Tobías Wolf y Sebastián Ferraro metieron todo y Guillermo Marchesini atajó excelente”, Benedetti definió sencillamente el resto del partido.

Mignorance comentó algo parecido: “Bajamos el rendimiento tanto en ofensiva como en el fondo y ellos mejoraron mucho. Una de las claves para que el partido cambie es que estuvimos la mayoría del encuentro con uno menos ya que tuvimos muchas exclusiones”.



Quilmes fue la piedra de Ferro.

Quilmes se llevó tres puntos muy importantes al ganarle por 26-25 a uno de los equipos que está teniendo un presente fabuloso como lo es el de Caballito. De esta manera, Ferro cayó de los primeros puestos y debe recuperarse cuanto antes para no perderle pisada a los dos de arriba

En el primer tiempo, la defensa 6-0 que planteó el cervecero fue muy importante: “Nos complicó bastante porque no tenemos jugadores de lanzamiento externo. Además, nos esperábamos una marca más abierta”, sostuvo Manuel Crivelli, una de las nuevas figuras de Ferro.

“Arrancamos marcando 6-0, teniendo el control y sacando varios goles de ventaja. La sensación es que podríamos haberlo estirado un poco más pero tuvimos algunos errores que no nos permitieron despegarnos en el resultado”, se lamentó Christian Gull, técnico de Quilmes. De esta manera, el encuentro se iba al entretiempo 11-13 para el visitante.

“El segundo tiempo fue palo a palo y al final, quedamos con cuatro jugadores y, sin embargo, nos pusimos uno abajo gracias a la actuación de Hernán Poncet, quien está en otro nivel. Ellos la pierden en ataque y la recupera Hernán, que lanza, pega en el palo y sale. Fue un final para el infarto”, desarrolló Crivelli en relación al emocionante final del partido.

Mientras tanto, Gull todavía no puede creer el cierre: “Sobre el final, parecía que estaba liquidado pero ellos salieron con una marca abierta que hizo que perdiéramos varias pelotas fáciles. Se pusieron a un gol, perdimos una pelota increíble, la recuperó Poncet y la pelota pegó en el palo y salió. No sé cómo pegó ahí porque estaba libre: son esas cosas raras que pasan a veces”.



Gran victoria de Luján sin su rey y sin su reina.

Luján recibió y venció por 25-19 a Defensa y Justicia para salir del fondo de la tabla. Sin su estrella goleadora Lucas Morás y sin Dani Rodríguez, el equipo de Dante Prina supo sacarlo adelante y sumar de a tres (las imágenes del encuentro están disponibles en www.femeba.tv.

La primera mitad comenzó muy favorable de ambos lados, con buenas presencias tanto de Cristian Campos en el local como de Ramiro Carbone en los de Varela. Ya a los diez minutos jugados del partido, llegó la expulsión de Benítez por un golpe de atrás a un lujanero que se iba sólo de contragolpe. La cosa se empezaba a calentar tanto adentro como afuera de la cancha.

Con un parcial de 5-0, Luján estiró diferencias y cerró el primer tiempo con un resultado de 12-9 a su favor.

Con un comienzo errático en los dos equipos, el segundo tiempo empezaba a decantar para el lado local. Campos demostró que no sólo convierte goles y juega muy bien, sino que hace jugar a los demás. Con su actuación deslumbrante, sumada a la entrada de Guillermo Bello en el arco, poniéndole candado a los tres palos, Luján logró superar con claridad a un Defensa que no encontró los caminos para llegar al gol.



River aprovechó el mal momento de Sedalo.

Los millonarios se quedaron con tres puntos en casa tras ganarle por 28-20 a un Sedalo que no levanta cabeza en este segundo semestre de Metropolitano Clausura 2013.

“A pesar de las bajas que tuvimos, arrancamos con personal sobre Fede Pizarro de Adrián Portela, quien lo pudo sacar del partido. Comenzamos bastantes flojos en defensa y desordenados en ataque. Pero nos fuimos acomodando, metiendo varios goles. Ellos no le encontraban la vuelta al partido y eso hizo que sacáramos la diferencia”. Así, simple y sencillo, lo comentó Facundo Cangiani, una de las figuras de River.

Esa personal de la que habla el millonario, perjudicó e hizo modificar el ataque de Sedalo: “Nosotros modificamos como veníamos atacando porque había una personal a Pizarro que nos complicó”, detalló Fernando Mau, pilar del equipo visitante. La paridad reinante en el juego, quedó plasmada también en el marcador: 12 12.

“En el segundo tiempo sacamos una mayor diferencia. Tuvimos muy actitud y eso nos permitió llevarnos el partido”, cerró Cangiani. Mientras que Mau explicó porqué el partido fue favorable a River: “Con un jugador menos sumado a dos errores que tuvimos, se pusieron a cuatro en el comienzo y luego mantuvieron la diferencia. En los últimos diez minutos, ya se nos había ido de las manos. Hicimos un desgaste bastante grande por las ausencias que tuvimos y no pudimos aguantarlo y, menos, tratar de darlo vuelta”.

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados