SuperHandball Magazine en MLA
EDUARDO GURBINDO 1/12/2011

Talento español, con acento argentino

Enviar Artículoenviar artículo

Gastón Rudich

Eduardo Gurbindo Martinez, sensación del balonmano español, nació el 8 de noviembre de 1987 en Pamplona. Con una zurda elástica e inalcanzable y una visión del juego privilegiada, que le permite hasta jugar de central, Edu ha desplegado a los 24 años de edad su enorme potencial en la Liga Asobal, una de las 2 más competitvas del globo, y por eso, todo pareciera indicar, que su próximo destino sería FC Barcelona.

"Empecé a jugar porque me aburría jugar siempre al fútbol y a la pelota vasca... Y bueno probé el balonmano y me gustó mucho. Decidí anotarme en un club para entrenar porque en mi colegio no habia equipo". Comentó Eduardo en una entrevista exclusiva con Superhandball. "Mi sueño como deportista sería ganar un Juego Olímpico a nivel de selección y una copa de Europa a nivel de club. Estar en la seleccion es un sueño hecho realidad, por eso lucho para intentar estar ahi y poder conseguir cosas en el futuro", agregó el menor de 3 hermanos.

Profesional desde la temporada 2005/2006, el talentoso jugador ha pasado ya por las filas de Portland San Antonio, Balonmano Torrevieja y Balonmano Valladolid, además de haber vestido la casaca de la Selección Española. El pamplonés está siendo tentado por el Barcelona y con su corta carrera, ya se ha dado el lujo de jugar las finales de la copa asiática en Arabia Saudita, una experiancia única que ha podido llevar a cabo, gracias al permiso otorgado por su club actual, el Balonmano Valladolid, uno de los más prestigiosos de Europa (luego de una oferta monetaria, dificil de rechazar).

"El viaje fue algo muy positivo. Estuvimos 15 dias y nos trataron increible. La gente es muy simpática y educada. Además nos daban todo y nos trataban como reyes (risas). El balonmano era muy diferente a lo que estamos acostumbrados, el nivel es bajo y la forma de jugar es muy desordenada... nos costaba jugar con ellos en equipo y todo se reducia a indiviualidades. En lo social fue una experiancia muy enriquecedora, pues se trata de otra cultura muy distinta y la forma de vida es una locura, sobretodo para las mujeres".

Eduardo lleva el acento argentino grabado en la piel, pues este futuro gigante del deporte mundial vivió durante más de una temporada con Sebastián Simonet y Federico Vieyra cuando ambos militaban en Torrevieja. Tranquilo, pensante, abierto e inteligente, así es como lo puedo describir después de haber convivido casi una semana durante uno de mis viajes a tierras Ibéricas, allá en 2007. Desborda humildad, es un gran tipo, atento y cordial, un gran anfitrión.

"El balonmano argentino va a más! Cada vez hay más jugadores que se destacan en ligas como la española y la francesa. Poco a poco se van descubriendo nuevos jugadores muy interesantes. Indudablemente, la selección Argentina es cada día más potente y competitiva en el plano internacional", contó el jugador, que conoce muy bien a nuestro país, nuestra cultura y nuestros gustos. "He estado 2 veces en Argentina, una para jugar unos partidos amistosos y otra de vacaciones. Ambas tuvieron un sabor especial, pero sobretodo la segunda. Fue un tiempo increible, conocí muchas cosas y me trataron genial. Es un viaje que nunca olvidare, pues la gente que conocí es maravillosa... Tengo ganas de volver!

El  introvertido y sereno estudiante de eduación fisica nacido en Navarra, recuerda al último mundial de Suecia con una sonrisa, al igual que nosotros. "Al día de hoy, el mejor momento en mi carrera deportiva fue conseguir la medalla de bronce en el mundial. Fue una sensación increible" y agregó: "siempre te acuerdas de todo el mundo, todos te aportan algo en tu vida para bien y para mal. Creo que soy el resultado de todas las personas que han influido en mi desde que empecé a jugar, entrenadores, jugadores y, en especial mi familia y mis amigos.

Se dice del Crack:

"Es un jugador super prolijo, que comete muy pocos errores. Es veloz y tiene muy buena finta hacia ambos lados. Además es muy completo porque es un muy buen defensor, por lo que no extraña que cualquier equipo lo quiera fichar", comentó Federico Vieyra, que hoy está jugando en Huesca. "Edu es uno de los amigos que me dió el handball español. Fue un excelente compañero, siempre que podemos hablamos del deporte o de la vida. Le tengo un gran aprecio, ya que fue una de las personas que hizo más fácil mi adaptación al handball español".

"Su progresión ha sido meteórica (...) Además de su gran calidad, de su poderoso lanzamiento y de su excepcional visión de juego, se muestra muy fiable en la defensa, un jugador completo que tanto le gustan a los entrenadores de hoy en día", comentó Jorge Dargel hace una semana en el diario digital Marca.com

"Hoy en día es el zurdo más completo que tiene España: defiende, es rápido en la contra y ataca. Aprendió a jugar con el cuerpo y con la muñeca, y con eso compensa la potencia que tienen otros lanzadores", declaró Sebastián Simonet, desde París. Y agregó: "Es un gran amigo. Vivimos muchas cosas juntos, vivimos mucho tiempo en el mismo departamento, hasta vino a nuestra casa en Argentina de vacaciones. Imaginate, para mis viejos es como un hijo adoptivo español, una gran persona que se merece este enorme presente. Las cosas no pasan por casualidad, trabajó muchísimo, fue regular y constante".

Foto (MIGUEL A.SANTOS) Extraída del perfil de Facebook, exclusiva Valladolid

Publicidades

Encuesta

¿Qué producto SH consumís más?
El sitio Web
El perfil de Facebook
El perfil de Twitter
El sitio Web y Facebook
El sitio Web y Twitter
Facebook y Twitter
Web, Facebook y Twitter
Votar

Ver resultados